Qué ver en Dublín

Dublín es una ciudad relativamente pequeña y todos los puntos principales de la ciudad se encuentran muy cerca unos de otros. Se puede ir andando perfectamente y visitarlo todo no llevará más de dos días. El Temple Bar, la famosa cerveza Guinness, el Trinity College…son puntos de interés turístico que no te puedes perder en tu visita a Dublín.

Temple Bar

Es sin duda uno de los barrios más conocidos de Dublín. Es una zona de pubs irlandeses y restaurantes con calles de adoquín.

Recibe este nombre gracias a Sir William Temple, quien adquirió los terrenos de esta zona y pronto comenzaron a instalarse pequeños bares y negocios. Hoy en día Temple Bar es conocido por sus pubs y vida nocturna, aunque también se considera un espacio cultural: es una zona donde abundan asociaciones culturales y galerías de arte.

Sin embargo, el Temple Bar está algo masificado por el turismo. A veces suele resultar un tanto agobiante, además de que los precios por una pinta son muchísimo superiores a otros pubs en zonas un poco más alejadas.

Si te gusta la cerveza te recomendamos que hagas un tour de la Cultura del Pub, donde podrás hacer catas de cerveza y aprender más sobre su cultura en la ciudad de Dublín. Lo que nos gusta de este tour es que te alejas de las zonas turísticas y te adentras en los pubs que todo local visitaría. Hemos escrito un post sobre nuestra experiencia en este tour que puedes leer aquí:

Descubriendo la Cultura del Pub en Dublín.

The Temple Bar. qué ver en Dublín
The Temple Bar

Trinity College

El Trinity College es la universidad más antigua de Irlanda. Se creó en 1592 bajo el reinado de la reina Isabel I, destruyendo el monasterio agustino que le precedía.

Es una universidad prestigiosa que ha contado con alumnos tan importantes dentro de la literatura como Samuel Beckett, Oscar Wilde o Bram Stoker.

Lo más destacado del Trinity es la Antigua biblioteca, siendo el edificio uno de los más antiguos que se conservan. Aquí puedes visitar la exposición del Book of Kells y también la sala principal de la biblioteca, más conocida como “The Long Room”.

Si quieres saber más sobre el Trinity College, hemos escrito un post completo sobre una visita al Trinity College que puedes leer aquí.

Biblioteca Antigua y Exhibición del Book of Kells

  Adultos:11 – 14€/Familia: 28€/Estudiantes:11€/Grupo:10€

  Lun– Sab (May – Sept)08:30 – 17:00/Domingo(May – Sept)09:30 – 17:00/

Lun– Sab (Oct – Abril)09:30 – 17:00/ Domingo (Oct – Abril)12:00 – 16:30

Tour guiado por el Trinity

  Adultos: 14.00€/ Estudiantes: 13.00€

  Hay muchos horarios. Suelen empezar a las 10:15. Consultar en su página web

 

Campanario del Trinity College. Qué ver en Dublín
Campanario del Trinity College

Estatua de Molly Malone

Molly Malone es el personaje de la canción popular irlandesa “In Dublin’s Fair City” (compuesta en 1880 por James Yorkston) y que se ha convertido en el himno no oficial de Dublín. Era una pescadera y prostituta muy conocida en Dublín que finalmente murió por fiebre en la calle.

La estatua de bronce de Molly Malone recuerda a esta mujer con su carro representando su trabajo como pescadera pero también, con un pronunciado escote que recuerda a su otra profesión nocturna.

Inicialmente esta estatua se localizaba al inicio de Grafton Street pero se ha trasladado temporalmente a muy pocos metros de allí, en la calle Suffolk junto a la Oficina de Información y Turismo.

Como podréis intuir al ver la foto, hay una leyenda que dice que tocarle los pechos da buena suerte.

Estatua de Molly Malone. qué ver en dublín
Estatua de Molly Malone en Suffolk Street

Ha’penny Bridge

Traducido literalmente, “Puente del medio Penique”, es el puente peatonal más conocido y antiguo de la ciudad. Cuando se construyó en 1816, era el único puente que unía las dos orillas del río Liffey. Hasta entonces, los habitantes solamente podían pasar de una orilla a otra mediante el ferry de William Walsh, que ya costaba medio penique.

Para recuperar la inversión económica del puente, se decidió que se pagara un peaje de medio penique por persona que caminase sobre él. Muchas personas, aprovechándose de que las normas eran “que caminase sobre el puente” cruzaban a hombros unos de otros para no pagar peaje. Para evitarlo, se modificaron los arcos, haciéndolos más bajos y por los que solamente cabía una persona.

Con el paso de los años el peaje se aumentó a un penique entero, aunque en 1919 se eliminó finalmente y cruzarlo es gratis desde entonces.

Ha penny Brigde. qué ver en Dublín
Ha’ penny Brigde

The Spire

El Spire es una larga escultura de acero inoxidable, con forma de aguja situada en la calle O’Connell, una de las más céntricas de la ciudad. Tiene 119 metros de altura, por lo que es considerada la escultura más alta del mundo.

En el lugar donde se encuentra esta escultura estaba la Columna de Nelson (similar a la de Trafalgar Square en Londres) conmemorando al vicealmirante Horatio Nelson. Ésta fue destruida por una bomba el 8 de marzo de 1966 por un comando perteneciente al IRA.

Su construcción se debe a un plan de modernización de la ciudad con la llegada del año 2.000 tras unos años de crisis en el país. Ha sido una escultura muy polémica que ha recibido duras críticas por parte de los ciudadanos. El coste de la escultura, el hecho de ser un estudio británico quien la diseñó, la forma de la misma…

Es un punto de referencia de la ciudad, ya que es tan alto que se ve desde varios puntos de la ciudad, y una vez que estás debajo, parece infinito.

The Spire. qué ver en Dublín
The Spire

Catedral de San Patrick

La catedral actual data de entre los años 1220 y 1259. Fue contruida en el lugar de un antiguo pozo (supuestamente utilizado por el propio St Patrick para bautizar a los conversos). Este edificio reemplazaría una iglesia anterior, probablemente de madera.

Durante los siguientes 700 años, la catedral ha estado en constante remodelación. En el año 1316, una tormenta derribó el capitel y en 1362 toda la catedral se vio afectada por un incendio. En 1370 se llevaron a cabo reparaciones en la nave y en la torre, que se llamó Minot’s Tower. Esta estructura se derrumbó en 1394, destrozando gran parte del oeste de la catedral.

Después de la Reforma Inglesa, San Patrick se convirtió a la Iglesia Anglicana y se tuvo que modificar el interior para adaptarse a los nuevos cambios ideológicos. Muchas estatuas fueron quitadas así como decoraciones del techo.

Sin embargo, a principios del siglo XIX, la catedral estaba otra vez en crisis. Entre los años 1860 y 1865, se cerró para una masiva restauración. Ésta fue financiada en su totalidad por Benjamin Lee Guinness, de la empresa de cerveza Guinness.

  Marzo-Octubre: L-V: de 9:00 a 17:30 horas.

Sábado: de 9:00 a 18:00 horas/D: de 9:00 a 10:30, de 12:30 a 14:30 y de 16:30 a 18:00 horas.
Noviembre-Febrero: L-S: de 9:30 a 17:00 horas/

D: de 9:00 a 10:30 y de 12:30 a 14:30 horas.

  Adultos: 6€/Estudiantes: 5€.

 

St Patrick's Cathedral. qué ver en dublín
St Patrick’s Cathedral

Catedral de Christ Church

La Catedral Christ Church, según los manuscritos, se encuentra aquí desde 1030. Dúnán, el primer arzobispo de Dublin and Sitriuc, fundó la iglesia Vikinga original.

Para el año 1152, se incorporó a la iglesia de Irlanda y el conocido Laurence O’Toole fue nombrado arzobispo. Este futuro santo patrón de Dublín comenzó con las reformas en la catedral para acercarla más a las líneas europeas.

Con la llegada de los Anglo-Normandos en 1170, John Cumin (el primer arzobispo anglonormando) reemplazó el estilo de la catedral por uno románico al principio y gótico más tarde. Algunas de éstas partes todavía sobreviven hoy en día.

En 1562, el techo abovedado se vino abajo. La catedral se quedó en ruinas y necesitaba una reconstrucción urgente, aunque esto no sucedió hasta los años 1870. La catedral que existe en la actualidad tiene un gran estilo victoriano debido a las restauraciones entre los años 1871 y 1878, que fueron financiadas por un destilador de whiskey de la ciudad, Henry Roe.

Desde el exterior de la catedral se ve un puente que conecta con el edificio Synod Hall, construido en 1870 y que donde se encuentra “Dublinia”, un centro de exposiciones donde vivir una experiencia vikinga y medieval.

Abril-Septiembre: L-S: : de 9:30 a 19:00h/D: de 12:30 a 14:30 y de 16:30 a 19:00 horas.
Noviembre-Febrero: L-S: de 9:30 a 17:00 horas / D: de 12:30 a 14:30 horas.
Marzo y Cctubre: L-S: de 9:30 a 18:00h/D: de 12:30 a 14:30 y de 16:30 a 18:00

Adultos: 6,50€ /Estudiantes: 5€. Combinada con Dublinia: 14,50€. (Estudiantes 12€).

 

Christ Church Cathedral. qué ver en dublín
Christ Church Cathedral

Fábrica de Guinness

La fábrica de Guinness es uno de los grandes atractivos de Dublín.

El almacén de Guinness (Guinness Storehouse) fue construido en 1904 para ser utilizado como lugar de fermentación de la cerveza Guinness. Fue utilizado como tal hasta el año 1988, pero no fue hasta el año 2000 cuando abrió sus puertas al público con el fin de mostrar sus exposiciones.

Con los años ha ido evolucionando y se ha convertido en un gran museo, donde además de aprender todo sobre la historia y la elaboración de le cerveza Guinness, también podemos aprender a echar una buena pinta o deleitarnos en sus salas de degustación.

   Todos los días de 9:30 a 19:00 (el acceso se cierra a las 17:00)

Julio y Agosto: 9:00 a 20:00 (el acceso se cierra a las 18:00)

Cerrado en: Viernes Santo, Nochebuena, Navidad y San Esteban (26 de diciembre).

  Variable, de 18,50 a 25€.

 

Guinness Storehouse. Qué ver en Dublín
Guinness Storehouse

Castillo de Dublín

El Castillo de Dublín se construyó a principios del siglo XIII en el lugar de un asentamiento Vikingo. Este castillo sirvió durante años como la sede central del gobierno Inglés (y posteriormente británico) en Irlanda. En 1922, con la independencia de Irlanda, el castillo fue entregado al Gobierno Irlandés.

El castillo fue originalmente construido como una fortaleza medieval bajo las órdenes del Rey Juan I de Inglaterra. Permaneció intacto hasta Abril de 1684, cuando un gran incendio causó serios daños a gran parte del edificio.

Las reformas tras el fuego transformaron el castillo de una fortaleza medieval a un palacio Georgiano. Este nuevo edificio incluía varias salas de recepción conocidas como “the State Apartments”. Estos espacios eran disfrutados por el virrey, quien en los primeros meses del año organizaba fiestas como bailes de estado, banquetes y ceremonias reales para miembros de la aristocracia.

Actualmente, aparte de ser un gran complejo gubernamental, el Castillo de Dublín es una de las principales atracciones de la ciudad.

  Todos los días de 9:45 a 17:45 horas.

  Entrada: Adultos: 7€/Estudiantes: 6€. Visita guiada: Adultos: 10€/Estudiantes: 8€.

Los jardines del castillo

Aunque el Castillo de Dublín es un sitio cargado de historia, la visita en su interior puede ser algo aburrida. Algo que sí nos parece interesante de este lugar son los jardines del castillo. Es el sitio del original Dublín.

En este lugar, donde se representan unas grandes serpientes sobre el césped, es donde se originó la ciudad de Dublín. Aquí se cree que los Vikingos llegaron con sus barcos y se asentaron como campamento base. Ellos lo llamaron Dubh Linno “black pool”, que acabó dando nombre a la ciudad.

Jardines. qué ver en Dublín
Jardines del castillo

Merrion Square Park

Es un parque céntrico de Dublín situado entre el Trinity College y St. Stephen’s Green. Se encuentra en una zona importante, ya que en sus alrededores se encuentra La Galería Nacional de Irlanda, la Biblioteca Nacionaly el Leinster House (antiguo Palacio Ducal y actual Parlamento de Irlanda).

Está rodeado por casas de estilo georgiano con puertas de colores en donde antiguamente vivía gente importante y de la clase acomodada. Aquí vivieron personajes ilustres como Daniel O´Connell ( la figura política más importante de Irlanda) o los poetas William Butler Yeats y Oscar Wilde. En la actualidad se han convertido en oficinas de empresas importantes de Irlanda.

En una de las esquinas de este parque hay una escultura dedicada a Oscar Wilde muy visitada por turistas. Fue diseñada y creada por Danny Osborne, un escultor irlandés, y encargada por Guinness Irlanda.

Estatua de Oscar Wilde. qué ver en Dublín
Estatua de Oscar Wilde en Merrion Square

Puertas de colores

Algo que llama mucho la atención en Dublín son las puertas de colores. Hay dos principales leyendas que explican este suceso:

La primera se remonta a la época en la que Irlanda era parte del Imperio Británico. En el año 1861, con la muerte del príncipe consorte Alberto, la reina Victoria ordenó pintar todas las puertas del imperio en color negro, en señal de luto. Se dice que el pueblo Irlandés, en acto de rebeldía y renegando de la autoridad de la reina en Irlanda, pintó las puertas de colores llamativos y festivos.

La otra leyenda, menos histórica, narra la historia de un hombre que llega borracho a casa. Allí encuentra a su esposa con otro hombre en la cama y los mata. A la mañana siguiente, se da cuenta que, en realidad, había matado a sus vecinos. Después de este error con fatal desenlace y con el fin de evitar más confusiones, decidieron pintar cada uno su puerta de un color.

Hay muchos puntos de la ciudad donde encontrarás estas puertas de colores, aunque algunos de los más céntricos son los alrededores del parque Merrion Square y la Catedral de Christ Church.

Puertas cerca de Merrion Square. qué ver en Dublín
Puertas cerca de Merrion Square

  Encuentra estos lugares en el mapa

Muchas de todas las cosas que os hemos nombrado las podréis ver en cualquiera de los tours gratis que se ofrecen en la ciudad. La mayoría de ellos salen del Trinity College y ofrecen una idea global de la ciudad para un primer contacto. Os dejamos el link del que hicimos nosotros.

Éste es el tour que hicimos nosotros:

Free tour por Dublín ¡Tour gratis!

Además, también disponéis de estos Free Tours en la ciudad de Dublín:

Free tour por el Norte de Dublín ¡Gratis!

Free tour de misterios y leyendas por Dublín

Excursiones en los alrededores de Dublín

Como ya hemos dicho, Dublín no es una ciudad muy grande y se puede ver todo en un par de días. Por ello existen una gran variedad de excursiones para visitar los alrededores de Dublín y adentrarte más en la cultura irlandesa.

Una de las excursiones más conocidas es la de los acantilados de Moher, aunque nosotros también recomendamos visitar sitios como Howth, los Powercourt Gardens, Malahide o Glendalough.

Howth. qué ver en Dublín
Howth
   
Compartir en:

Deja un comentario

*

He leído y acepto.