Skyline Luge Sentosa, el mario kart de la vida real

Sin duda la isla de Sentosa es una de las más divertidas que hemos visitado nunca. Tienen infinidad de atracciones para todas las edades y todos los gustos.

Investigando antes de irnos de viaje a Singapur vimos el Skyline Luge Sentosa y alucinamos bastante. ¡Parece el mario kart!, pensamos. Así que decidimos reservar para probarlo.

El Skyline Luge se inventó en Nueva Zelanda hace 33 años y ya tiene 6 localizaciones internacionales.

Es una atracción que consta de dos partes: la primera subes en un telesilla hasta lo alto de la colina. La segunda, una bajada a toda velocidad en una especie de cochecitos que vas dirigiendo tú mismo. Las pista están diseñadas con curvas, giros y túneles para disfrutar al máximo.

En este post os contamos nuestra experiencia en el Skyline Luge de Sentosa.

  The Skyride

La aventura empieza en el Skyride, el telesilla que nos sube hasta lo alto de la colina. Tienen taquillas para dejar las mochilas pero puedes subir perfectamente con ellas, tanto al telesilla como en los coches.

Lo primero que nos encontramos es el depósito y recogida de cascos, donde debemos coger uno (es obligatorio usarlo desde el inicio). Tienen varios tamaños de casco, dependiendo del color es una talla u otra. Debes fijarte, ya que si llevas cámara de acción, hay algunos cascos que llevan incorporada la sujeción.

Son telesillas como los de las estaciones de esquí, con espacio para cuatro personas y desde donde se ve el skyline de Singapur. Es un trayecto que dura unos 10 minutos.

  The Luge

Nos posamos del telesilla y vamos directos a la zona de salida de los coches. Hay dos colas distintas, una para la primera bajada del día y otra para las siguientes.

Esto lo hacen porque cuando montas por primera vez te explican el funcionamiento del coche. No tiene mucha ciencia, tirar hacia atrás del manillar para frenar y soltarlo para seguir bajando.

Preparándonos para salir. Skyline Luge Sentosa
Preparándonos para salir

Un vez pasamos todos obstáculos iniciales, empieza la bajada. Inmediatamente nos encontramos con un cruce que nos señala dos distintas bajadas: a la izquierda, el Jungle Trail y a la derecha, el Dragon Trail. Aunque aparentemente sólo haya estas dos opciones, una vez estás en uno de ellos tienes más cruces donde podrás crear distintas combinaciones.

A nosotros el que más nos gustó fue el Dragon Trail, aparentemente es algo más largo y tiene mejores curvas. Pero lo que más nos gustó es que en una de las bajadas vimos, en dos ocasiones, unos lagartos enormes moviéndose por los arcenes de la pista.

Durante nuestra visita vimos un otro telesilla que llevaba a otra base donde salen los coches. No estaba en funcionamiento en ese momento, ahora vemos que han instalado dos nuevos trails: el Kupu Kupu y el Expedition.

La bajada se pasa volando. Cuando te quieras dar cuenta ya estarás en el final y te estarás posando del cochecito.

  Skyline Luge nocturno

También puedes disfrutar de la subida en telesilla y posterior bajada una vez que cae la noche.

Las pistas se iluminan de colores y tiene un toque especial. Hace que veas la bajada con una perspectiva totalmente distinta. Además, si eliges la hora exacta, podrás ver los fuegos artificiales del espectáculo Wings of Time desde el telesilla.

circuito al anochecer
circuito al anochecer

  Las entradas

Su eslogan es “Once is never enough” (Una vez nunca es suficiente”), y es verdad. Por suerte, el ticket mínimo que puedes comprar equivale a dos subidas en el Skyline y dos bajadas en el Luge. Como mínimo. Tienen distintos packs con un montón de subidas y bajadas.

El tícket mínimo con 2 subidas y bajadas ( el nuestro los dos días) cuesta 23,50 dólares de Singapur, al cambio unos 15€ por persona. No es de las cosas más baratas que puedes hacer en Sentosa, aunque creemos que merece la pena probarlo.

Nuestra experiencia

Visitamos el Skyline Luge Sentosa en dos ocasiones.

La primera, Skyline Luge nos invitó a probar sus instalaciones y nos encantó tanto, que decidimos volver al día siguiente por nuestra cuenta. Esta vez fuimos un poco más tarde para que se hiciera denoche y aprovechar las bajadas con las luces nocturnas de colores encendidas. La experiencia cambia mucho del día a la noche y creemos que está muy guay vivirlo de las dos formas.

Y…¿qué no nos ha gustado del Skyline Luge? Pues lo rápido que se pasa la bajada. Apenas comienzas a bajar y coger velocidad, llegas al final. A pesar de ocupar una gran parte del recinto y tener unas instalaciones impresionantes, la bajada se hace muy corta. Pero suponemos que nunca será suficiente y que, aunque fuera más larga, se pasaría volando igualmente.

Ha sido una gran experiencia, sobretodo algo nuevo que no habíamos visto hasta ahora. Estamos seguros que si visitamos algún país en los que Skyline Luge tenga sede, lo visitaremos.

Para saber más sobre el Skyline Luge de Sentosa y otros países, visita su página web. Nunca se sabe, puede que te vas de viaje y tengas uno cerca.

  45 Siloso Beach Walk

  10am – 9.30pm (Última bajada a las 9.15pm).

  2 Luge & Skyrides:$23.50 / 6 Luge & Skyrides: $33.00.

 

   
Compartir en:

Deja un comentario

*

He leído y acepto.